LEY OVINA

LEY OVINA

¿Una nueva oportunidad?

Las acciones implementadas tras la puesta en funcionamiento de la ley ovina están dando frutos y se mira el horizonte con singulares expectativas. Entrevista con Jorge Srodek representante de los productores y presidente de la Unidad Ejecutora Provincial.

De la mano del “Programa para la recuperación de la Ganadería Ovina” la actividad va resurgiendo lentamente en todo el territorio de la Provincia de Buenos Aires. Se trata de un sector que cayó –como tantas otras- en este caso a niveles realmente muy bajos.

Por eso recuperar la ganadería ovina no va a ser tarea fácil, ya que tanto la actividad como la cultura ovina en general, han quedado prácticamente desarmadas en la última década.

La baja en los stocks ovinos bonaerenses es alarmante, para evaluar esto hay que tener en cuenta que la provincia de Buenos Aires tenía, en los años 1989/90, tenía un stock de 9.598.000 cabezas, durante 1992/93 cayó a 4.527.000, mientras que, en el último censo realizado en 2002/03 apenas existían 1.415.000 cabezas.

El presidente de la Unidad Ejecutora Provincial para el Programa de la Recuperación de la Ganadería Ovina, Jorge Srodek explicó que “para iniciar la recuperación de la Ganadería Ovina hacían falta acciones muy concretas, tanto del estado Nacional como de la actividad privada”, en función de ello “la Nación promulgó la llamada Ley Ovina Nacional (Ley 25.422) a la cual adhirió la provincia de Buenos Aires”.

La autoridad de aplicación de la Ley Nacional es la SAGPYA, bajo la coordinación del propio subsecretario de la Nación, el Dr. Javier de Urquiza.

Según Srodek, “la ley Ovina Provincial cuenta con una serie de beneficios impositivos (exención al pago del impuesto de sellos por tres años – ingresos brutos – tasa de faena y guías) y unas líneas de créditos sumamente atractivas; sin interés y a valor producto”.

Brindó un ejemplo al respecto señalando que “se entregan créditos al valor de cien ovejas y se devuelve al valor de las cien ovejas.
Esto con cinco años de plazo y por montos equivalentes al valor de hasta quinientas ovejas, amortizables ellos en cuotas anuales”.

COMPROMISO PROVINCIAL

La Provincia de Buenos Aires está comprometida con el proyecto para la recuperación de la Ganadería Ovina y a tal efecto se ha creado la Unidad Ejecutora Provincial ( UEP ) presidida por Srodek como representante de los productores, y con la coordinación del actual Director de Ganadería Provincial; Dr. Mariano Labriola.

También integran la UEP un representante del INTA; el Ing. Carlos Solaner – un representante de la Federación de Criadores de Ovinos; Enrique Frers – y los Sres. Ing. Luis Magnanini y el médico veterinario Jorge Brandi en representación de la Sociedad Rural Argentina.

La UEP es la encargada de promover las políticas productivas relacionadas con el lanar y asumió la responsabilidad de recrear la cultura ovejera.

Dicha Unidad Ejecutora; aprueba los proyectos y define el destino de los fondos.

El objetivo es: Difundir, capacitar, supervisar y promover todo lo relacionado con la actividad ovina provincial, lo cual debería desencadenar en la debida promoción de un negocio que podría resultar sumamente rentable para los productores.

UNA CARNE CON POTENCIAL

Srodek explicó que la carne ovina “tiene un potencial que debemos desarrollar al máximo, pero también posee ciertas dificultades que hay que sortear ya que debido a restricciones sanitarias hoy podemos exportar solamente a Brasil, países asiáticos, árabes y Sudáfrica. Si bien el mercado cuenta con muy buena demanda, el problema no es la venta, sino la organización de la oferta”.

Al respecto, desde el programa para la Recuperación Ovina, se está trabajando en temas relacionados con los precios de referencia para la carne ovina, el blanqueo de la comercialización y la invernada de corderos como complemento y sustituto del clásico cordero de “destete”.

También se requiere agrupar la oferta para su posterior comercialización, tanto sea en exportación como en el mercado local y establecer proyectos asociativos entre productores y frigoríficos.

El presidente de la UEP, puntualizó que “el objetivo es que los productores tengan a su alcance los números que le hacen falta para evaluar y comparar el negocio de la carne ovina con otras carnes”.

En la última zafra de corderos de entre 20/25 kilos de peso vivo, los mismos se comecializaban en alrededor de tres pesos por kilo.

PROGRAMA LANERO

Para lograr una mayor transparencia y rentabilidad en el mercado de lanas, fue creado hace varios años atrás, el denominado sistema Prolana, que se basa en esquilas sueltas (desmaneador - / sistema Tally Hi ) acondicionamientos, clasificaciones y enfardejajes.

De este modo las lanas quedan listas en tranquera de campo para su posterior exportación o abastecimiento de los lavaderos y peinadurías nacionales.

Empleando este sistema, las lanas se analizan objetivamente en laboratorios especializados; obteniendo los resultados de micrón y rinde.

Con esto se asegura que cada productor sepa lo que está produciendo y tenga más seguridad y conocimiento de su producto, al momento de comercializarla.

En definitiva; se trata de jerarquizar las lanas Argentinas y facilitarle la tarea a los compradores de nuestras lanas.

El Programa Prolana está siendo aceptado rápidamente por los productores bonaerenses. En esta última zafra se esquilaron – bajo este sistema – unas 700 toneladas mientras que, hace unos cinco años atrás, apenas se adherían a este sistema sólo cien.

Debido al éxito del sistema Prolana Bonaerense se trabaja, desde el MAA, en la capacitación de comparsas de esquila para llevar adelante este programa.

JUNTOS SON MÁS

Por otro lado, se han hecho experiencias de ventas de productores que se agrupan para la comercialización de sus lanas ya sea en forma “transitoria”o bien agrupados en cooperativas.

En este caso se han obtenido precios muy superiores a aquellos que han vendido “individualmente”.

Durante la zafra en curso los precios obtenidos por las lanas bonaerenses ( llamadas cruza fina / cruza mediana ) de 29/30 mic con 60/62 % de rinde oscilaron entre los US$ 1,65 hasta 1,80 por kilo sucio puesto en Trelew.

Es interesante destacar que lanas algo más finas ( 26,5 hasta 27,8 micrones con 60/62 % de rinde ) lograron valores entre U$S 1,95 hasta 2,12.

Sin embargo, hay una tendencia para “afinar” las lanas bonaerenses, lo cual se logrará a través de una buena clasificación de las majadas e incorporando genética.

LECHERÍA OVINA

Esta actividad, aún incipiente dentro de la ganadería bonaerense, tiene su mayor desarrollo en la Cuenca del Río Salado, habiéndose formado una cuenca lechera ovina en la zona de Las Flores, donde quince instalaciones tamberas producen leche que es industrializada para la fabricación de quesos.

Otros emprendimientos se encuentran radicados en el Partido de Exaltación de la Cruz, más concretamente en Capilla del Señor, en los alrededores de la ciudad de Suipacha y, últimamente en las zonas de Chascomús y Ranchos.

Los emprendimientos varían en dimensión, desde los más completos, con instalaciones que permiten ordeñar hasta 48 ovejas, en forma simultánea, y producción de quesos en la misma planta, hasta los más simples, con capacidad para ordeñar seis ovejas por tanda y que venden su leche en plantas mayores.

La mayor parte de la actividad está basada en la explotación de ovejas de raza Frisona, pampinta o de animales con algún grado de cruzamiento con una de estas dos razas.

Si bien como queda dicho, la producción de estos quesos está aún en una fase de desarrollo, la industria nacional ha alcanzado ha alcanzado un óptimo grado de calidad y, aún cuando en cantidades reducidas, se han realizado exportaciones a distintos países.

Srodek concluyó expresando que “el programa para la Recuperación de la Ganadería Ovina es un hecho y está en plena marcha, desde la UEP estamos trabajando con mucho entusiasmo, y con todo el apoyo de la SAGPyA, a través del apoyo brindado por el Subsecretario Javier de Urquiza y su equipo.

Sin embargo destacó “es de vital importancia para el desarrollo de este programa, la participación y el compromiso de los productores rurales, de la industria frigorífica y de la industria lanera para que el “re – encuentro con el lanar”sea realmente exitoso”.
JORGE SRODEK: “La carne ovina tiene un potencial que debemos desarrollar al máximo, pero también posee dificultades que hay que sortear ya que debido a restricciones sanitarias hoy podemos exportar solamente a Brasil, países asiáticos, árabes y Sudáfrica.”

LA LEY OVINA EN ACCIÓN

  • Se aprobaron 74 proyectos procedentes de 23 diferentes municipios por un total de $ 1.463.813,30.
  • Se formaron dos escuelas de esquila / Pro lana.
  • Se habilitaron cinco comparsas de esquila / Pro lana.
  • Se brindaron varias charlas de difusión y capacitación en diferentes localidades Bonaerenses.
  • Se avanzó en negociaciones con entidades financieras para que se integren a la cadena productiva ovina.
  • Se desarrollaron cuencas lecheras.


El Programa Prolana está siendo aceptado rápidamente por los productores bonaerenses. 

En esta última zafra se esquilaron, bajo este sistema, unas 700 tns mientras que hace unos cinco años atrás, solo 100.

HACIA EL FUTURO

  • Se está preparando la segunda convocatoria, la cual fue prorrogada hasta el 25 de junio de 2004.
  • Se está desarrollando un plan integral para la Sanidad Ovina.
  • Se están elaborando diferentes estrategias para el desarrollo de la Ind. Frigorífica Ovina.
  • Se está trabajando para alentar y capacitar a micro emprendedores.

PRINCIPALES LÍNEAS CREDITICIAS

Las principales líneas de crédito son: 

a) CRD1: compra de vientres / retención de vientres

b) CRD2: mejoras genéticas

c) CRD3: proyectos productivos

d) CRD5: prefinanciaciones comerciales.

e) CDR6: infraestructura comercial / logística.

Y once líneas de créditos – no reintegrables ( ANR ) – que son estudiados para cada proyecto en particular.

CUENCAS LECHERAS:

Los emprendimientos varían desde los más completos, con instalaciones para ordeñar 48 ovejas por tanda y producción de quesos en la misma planta, hasta aquellos con capacidad para ordeñar seis ovejas y que venden su leche.

CAÍDA LIBRE

Existencia de ovejas en la provincia de Buenos Aires.

1989/90
1992/93
2002/03

9.598.000
4.527.000
1.415.000

Síganos en: